Google cambia su política de privacidad para adaptarse al RGPD

Google ha anunciado que el próximo 22 de enero de 2019, modificará su Política de Privacidad y  Condiciones de Servicio (SLA) para los usuarios de la Unión Europea, Islandia, Liechtenstein, Noruega y Suiza. Además esta política se aplica no solo a Google LLC, sino también a sus filiales como YouTube, Android y los servicios proporcionados en sitios web de terceros, como servicios publicitarios.

A pesar de que Google ya estaba dentro del escudo de privacidad (Privacy Shield), ha dado un paso más para evitar la desconfianza de los usuarios europeos sobre quien puede acceder a nuestros datos, ya que ha habido diversos casos conocidos en los agencias gubernamentales de Estados Unidos han accedido a datos alojados por Google de sus clientes sin seguir los cauces adecuados (tratado de asistencia legal mutua -MLAT). En este sentido, Google publica ahora un Informe de Transparencia, donde facilitan información sobre el número y el tipo de solicitudes gubernamentales que reciben.

Google sigue la senda que ya inició hace años Microsoft, y prestará los servicios desde Irlanda. Por tanto el responsable del tratamiento de los datos de los usuarios con residencia habitual en el Espacio Económico Europeo o Suiza es Google Ireland Limited. De todos modos Google debería haber indicado «residencia habitual o que se encuentren en el EEE» ya que con la última corrección de errores del RGPD se modificó esta circunstancia, ampliando el ámbito de aplicación de la norma.

El cambio de compañía para la prestación de servicios, ahora Google Irlanda, podría venir también motivado para evitar el contagio a la matriz en caso de una fuerte sanción por parte de la Unión Europea, interponiendo así a otra sociedad que amortigüe el golpe. En todo caso, la sanciones en el RGPD se calculan teniendo en cuenta la facturación global del grupo: «volumen de negocio total anual global del ejercicio financiero anterior». 

En cualquier caso, y en relación con la Cloud Act, recientemente aprobada en Estados Unidos, entendemos que las solicitudes de datos a Google Irlanda deberían quedar limitadas y sometidas en todo caso a la normativa europea, como prestador de servicios con establecimiento en la UE.

Tras la lectura de la política de privacidad he de decir que está diseñada con un lenguaje claro y sencillo, explicando muchas cuestiones que ya sabíamos que hacían pero que nunca habían explicado de forma tan transparente. Por ejemplo, sobre la publicidad comportamental que realizan indican que «No te mostramos anuncios personalizados basados en categorías sensibles como, por ejemplo, la raza, la religión, la orientación sexual o la salud». 

Además, han realizado un estudio sobre las bases legales para tratar los datos, que son explicadas a lo largo de dicha política. Sin embargo, parece que con cargo al interés legítimo hay diversos tratamientos que ya se verá si deben prevelacer sobre los derechos e intereses de los usuarios, como por ejemplo cuando indica que en base al interés legítimo ofrecerá publicidad para que los usuarios puedan acceder gratuitamente a muchos de sus servicios. Esto es, condiciona el acceso a dichos servicios gratuitos a a quedar sometidos a publicidad sin consentimiento, ni siendo clientes. Este tipo de cuestiones son críticas y veremos como evolucionan pero en todo caso no están claras, al menos para el que escribe este artículo.

También se procede a dar cumplimiento al nuevo derecho de portabilidad, introduciendo la posibilidad de exportar tu una copia de los datos de la cuenta de Google para utilizarla como copia de seguridad o en un servicio externo. También se ofrece la posibilidad de eliminar la cuenta por completo, dando cumplimiento al derecho de supresión.

Por otro lado, realizan una descripción de las medidas de seguridad, indicando, entre otras medidas, que los datos están cifrados en tránsito.

En cuanto a la ubicación física de los datos, Google indica que pueden estar en cualquier parte del mundo pero sometidos a las mismas condiciones de privacidad. 

Creo que las grandes compañías que manejan nuestros datos están dando pasos en la dirección correcta, ya que cada vez el usuario valora más cuestiones como su privacidad, que es un derecho fundamental aquí en Europa.

Podéis consultar más información aquí: https://policies.google.com/privacy

 

Diego Estévez García

Abogado especializado en Derecho Administrativo y TIC

Adenda. Vigo

Leave a comment